El CEB, siete entidades y 52 particulares instan al ayuntamiento a abrir el camino de la Cruz del Tort

Vuit entitats i 52 particulars van entrar una instància a l’Ajuntament de Manresa. (Fotografia: Diari Regió7 – Mireia Arsó)

Fuente: Centre d'Estudis del Bages Traducción al castellano automática con Traductor de Google ( Contiene errores). Ver original

Ocho entidades, entre ellas el CEB, y 52 particulares, sobre todo vecinos de las Escodines, firman una instancia que entraron el 22 de diciembre en el Ayuntamiento de Manresa donde le reclaman que obligue al manresano Pedro Foradada a derribar el muro que construyó hace más de diez años en el camino de la cruz del Tort, que pasa por su propiedad, y que impide el paso para ir a la cruz del Tort desde el sector Puente Viejo.

Joan Antoni Puss (Asociación Cultural Recreativa Divina Pastora); Antonio Fernández, Jordi Bonvehí y Jaume Serra (Centro de Estudios del Bages); Luis Matamala (abogado), Josep Llobet (Amigos del Arte Románico del Bages) y Pilar Ríos (abogada que mantuvo un litigio con Foradada por el camino) entraron la instancia en el consistorio. De entidades, también figuran Òmnium Cultural, la Asociación de Vecinos de las Escodines, Meandro, El Pozo de la Gallina y la Asociación Memoria e Historia de Manresa. Defienden que el camino de la cruz del Tort, también conocido como de la fuente de Fans, es público. Reclaman al consistorio que lo haga abrir con urgencia y no descartan llevarlo al juzgado si no actúa pronto.

Camí del Tort, tallat per una paret de formigó. Fotografia: CEBForadada niega que sea un camino público. Para afirmarlo, se basa en dos planos y un certificado del consistorio según el cual no existe oficialmente. Matamala puntualiza que "el Ayuntamiento no dice que no pase un camino público, sino que sólo se fundamenta en el tema del catastro y dice que no se lo ha encontrado, pero la realidad se impone sobre el catastro". Foradada también aporta que, en 2001, en ​​un juicio que le enfrentó a la familia vecina Ríos-Palomas, el juez desestimó hacer abrir el camino al considerar que corresponde a la administración pedirlo y no a un particular. Sí que declaró, el ​​juez, que "el demandado [Foradada] debe demoler la parte del muro de hormigón construido por él que apoya el muro o pared de la finca de los demandantes", los Ríos-Palomas. Este camino, que según el escrito presentado está referenciado en un documento de arrendamiento de tierras que data de 1 331, fue tapiado con un muro de hormigón "hace años" por un particular con una propiedad adyacente que corta el derecho de paso que se conservaba todavía estaba vigente en 1974 y 1996, como se demuestra en dos planos de la época. El mismo escrito recoge compromisos del pleno del mismo Ayuntamiento instante a recuperar el paso de este camino que no se han ejecutado.

Según recoge la instancia, el camino tenía dos saltos de agua, el saltando del Tort, actualmente canalizado, y el saltando del Bana. El escrito también recuerda como anécdotas, que en el aguacero de 1907 el camino sirvió para salvar las trabajadoras de la fábrica de cerca del Puente Viejo, o que los jesuitas que hacían el tercera lo utilizaban para ir a buscar agua al pocillo de Bufalvent y a la Fuente del Zorro, ambos puntos ahora desaparecidos. Los firmantes de la instancia avisan de que si no se procede al derribo del muro, por parte del particular que lo levantó o, subsidiariamente, por el Ayuntamiento, el consistorio podría concurrir en prevaricación al no hacer cumplir la ley en un camino catalogado como público. La instancia advierte que en caso de no tramitarse la solicitud con la debida urgencia, los firmantes se reservan el derecho de denunciar el caso a los juzgados.

Puede descargarse la instancia presentada en el Ayuntamiento aquí: INSTANCIA

Més: